Cláusula Suelo

“En ningún caso, el tipo de interés nominal anual mínimo resultante puede ser inferior al …”

Os suena la cita verdad, es un asunto que se ha tratado bastante tanto en prensa escrita como en la televisión.

La denominada “cláusula suelo” que aparece establecida en la gran mayoría de los préstamos hipotecarios de las familias de este país y muchos no sabían ni de su existencia.

Desde finales del año 2008, comenzó a bajar el Euribor en un porcentaje bastante notable mes a mes, sin embargo, cuando llegaban las fechas de revisión del tipo de interés variable de las hipotecas, la gente, en un principio, se ponía bastante contenta porque creían que iban a pagar menos, pero cuál era la sorpresa de todas esas familias, que veían que su cuota no disminuía, sino todo lo contrario, se mantenía en una cuota fija.

El EURIBOR disminuía cada vez más y las familias seguían pagando las mismas cuotas.

No sabían, no eran conocedoras de tener una cláusula limitativa de ese tipo de interés variable. No se les informó de dicha estipulación. 

A día de hoy sigue habiendo familias con esta cláusula limitativa en sus contratos de préstamos hipotecarios que no se atreven a exigir al Banco su eliminación. 

Todas estas familias están pagando cantidades de más a las entidades bancarias, dinero que les tiene que ser devuelto.

Es necesario que todas las familias conozcan la Sentencia que dictó nuestro Tribunal Supremo en fecha 9 de Mayo de 2013, por la que declara NULAS todas las cláusulas suelo y por ende, la devolución de las cantidades cobradas de más por los Bancos. 

Había discrepancias entre los Tribunales de las cantidades a devolver, ya que algunos Juzgados consideraban que se debía devolver desde el inicio de la aplicación de la cláusula limitativa (año 2009) y otros consideraban que se debía devolver cantidades desde la fecha de la Sentencia del Tribunal Supremo (año 2013).

Sin embargo, el Tribunal de Justicia de la Unión Europea, el pasado 21 de diciembre de 2016, contra todo pronóstico, resolvió conforme a la legislación vigente, viniendo a decir en su resolución, que si la cláusula suelo es nula por ser abusiva, se debe tener por no puesta, y se debe devolver a los consumidores todo lo pagado de más por la aplicación de ésta.

Después de mucho tiempo y muchas luchas en los Tribunales, se ha conseguido que el Gobierno dicte un Real Decreto Ley, en el que se contengan las medidas oportunas para facilitar a los consumidores poder obtener la nulidad de la Cláusula Suelo y que le devuelvan los Bancos las cantidades pagadas de más durante este tiempo.